Eres el Peregrino Número

jueves, 6 de agosto de 2015

A PONTEPEDRA: PUENTE Y CALZADA ROMANA A LA SALIDA DE SOBRADO DOS MONXES (GALICIA)

A Pontepedra, saliendo de Sobrado
Llegando a A Pontepedra
Una vez visitado el magnífico monasterio de Sobrado dos Monxes nos acercamos al paso del Rego Tambre en A Pontepedra, donde hay una hermosa área recreativa en la ribera aledaña al puente, así como indicadores tanto del Camino de Santiago como de su antecesora la Vía Romana XIX, cerca del asentamiento de la Cohors I Celtiberorum, unidad miliar de la Legio VII que estuvo aquí acantonada varios siglos, protegiendo estas históricas vías de comunicación que aquí confluyen, antiquísimas rutas que durante la romanización fueron transformadas el calzadas imperiales.


A Pontepedra, antiguo puente caminero reformado a lo largo del tiempo


Área recreativa en el entorno del puente.


Seguidamente y en línea recta vienen los chalets y casas del núcleo de Vilarchao, donde el Camino pierde el asfalto y se convierte en pista forestal que, luego del Rego da Fonte dos Carballos, sube al Monte Vello y Coto da Raposeira para bajar posteriormente ante la verde campiña a las aldeas de O Peruxil y O Castro. Allí se cruza la carretera y se llega a la iglesia parroquial de Santa María de Carelle siguiente parada en nuestro trayecto por el patrimonio paisaje e historia de este Camino...


Vista atrás en Vilarchao


Vaquería en Vilarchao


Saliendo de Vilarchao, donde el Camino pierde el asfalto y se convierte en pista forestal


Pasamos sobre el Rego da Fonte dos Carballos



Luego del Rego da Fonte dos Carballos, sube al Monte Vello y Coto da Raposeira


Salimos a campos abiertos.

Una vez llegados al alto empezamos a bajar, por O Peruxil, viendo abajo Castro y el Agro de Currás. Paisajes del Alto Tambre.


Una vez llegamos abajo tomamos el Camino de Castro


Llegamos a Castro, al lado de este hórreo


Tierras de labor.


Idílicos parajes.


En Castro cruzamos la carretera AC-934


Trecho empedrado.


Buena caja del Camino bajo la arboleda.


Y subimos a la iglesia de San Lourenzo de Carelle.