Eres el Peregrino Número

martes, 6 de diciembre de 2016

PUENTE ARCE: EL PASO DEL PAS (PIÉLAGOS, CANTABRIA)

Puente Arce, el paso del Pas
Iglesia de Santa María de Arce
Viniendo de la Ría de Mogro o Abra del Pas desde Boo, municipio cántabro de Piélagos, el Camino Norte en Cantabria pasa junto a la iglesia parroquial de Santa María de Arce, construida en el siglo XVII para sustituir a un templo románico que era cuanto quedaba de un más antiguo monasterio del siglo IX


Antaño, aguas abajo, en Mogro, hubo una barquería que daba servicio a los vecinos pero, cuando esta no funcionaba, romeros y viajeros se veían obligados a dar este importante rodeo, el que nos toca también hacer a nosotros, de unos siete kilómetros, remontando río Pas arriba hacia Arce, en pos de su histórico puente, el único que había en la antigüedad en este tramo del río antes de su desembocadura


Así desde la iglesia admiramos este grandioso valle con el centro de Arce al fondo, los barrios más urbanos, con sus edificios de pisos. Al fondo son los picachos de Penas Negras que cierran el valle por el este. Abajo es el barrio de Ontanilla


Hay aceras y farolas


Pero ahora nos desviamos por este sendero a la derecha


Atravesando esta verde y hermosa vega


Y caminamos en dirección al barrio de La Calzada, que ni que decir tiene que está totalmente relacionado, desde su mismo nombre, con este secualar camino


Arce fue uno de los dos ayuntamientos que se unificaron en el siglo XIX en el de Piélagos, en términos de las antaño extensas Asturias de Santillana, una de las merindades que darían origen a los Nueve Valles y de allí a la Provincia de Cantabria, antecedente de la actual comunidad autónoma de
este nombre


Siempre recto hacia las casas


Ontanilla a la izquierda


De frente La Calzada


Vamos hacia aquel bosquete


En esta fértil vega dejamos atrás la iglesia y los barrios de Solarana y La Mina


Es zona de pasto, supervivencia del ancestral trabajo ganadero de estos parajes, ahora progresivamente sustituido por el sector servicios, con el acicate del turismo gracias a las cercanas playas y a la construcción de urbanizaciones en estos alrededores de Santander, la capital cántabra


Tramo umbrío


Nos encaminamos a las casas de la carretera


A nuestra derecha, una fuente


Cruzamos un puente sobre un arroyo


Se estrecha el paso


Y allí, las casas

Al fondo la carretera nacional, la N-611


Salimos a la carretera para ir a la derecha


Allí hay un gran caserón que nos muestra las señales indicadoras



Las flechas amarillas


También hay dos escudos en la fachada


Estamos en el barrio del significativo nombre de La Calzada. Podemos tomar algo en el bar antes de seguir


Luego seguimos cuesta arriba por esta vereda


Hasta las siguientes casas de La Calzada


Pasando delante de ellas


Y siguiendo la subida


Al fondo unas barandillas


Y un tramo de acera


Barandilla a la que nos asomamos para admirar el paisaje como desde un balcón


La iglesia con los barrios de Solarana y La Mina


Luego continuamos itinerario



Por La Calzada


La Calzada y su calzada


Y a lo lejos Oreña, barrios de El Campo y La Lastra, bajo el Alto de La Comporta (155 mts.), ya al otro lado del Pas, en el municipio de Piélagos


Asomando ya la torre del campanario de la iglesia parroquial de Santa Eulalia de Oreña, bajo la que pasaremos


Larga recta en La Calzada, enfrente de la gasolinera


Las huertas y el Pas, a nuestra derecha, abriéndose a su ría


Esplénidas quintas, frente a la gasolinera


Esta nos llama la atención por su placa de azulejos en la fachada


Del Servicio Nacional de Pesca Fluvial, dependiente por entonces del Ministerio de Agricultura


Casa que guarda esencias constructivas montañesas


El Camino es aquí un largo paseo


En el kilómetro 197 de la N-611


Cruzamos ante el Centro de Atención Virgen de Valencia


Y aquí vemos ahora una gran panera


Panera, evolución en tamaño del hórreo


Forma parte de la finca de un antiguo molino que funcionaba con agua del río Pas. Desde 1970 es el afamado restaurante El Nuevo Molino


Blasón en la fachada


Acera y anchísimo arcén


Aquí podríamos seguir de frente, por el puente de la carretera, directamente hacia Oreña


Pero sería una pena no conocer el puente viejo, uno de los lugares más significativos por su historia y arte del Camino Norte en Cantabria. Para ello cruzaríamos, con sumo cuidado, a la izquierda


Seguríamos por esta acera


Por allí iremos al puente que da nombre a Puente Arce. Si tenemos prisa podemos tomar como hemos dicho el puente nuevo, al fondo, pero los amantes de la historia que no deseen traicionar el espíritu peregrino reandarán los pasos de los romeros de antaño


Y por allí vamos...



Un cartel nos dice que entramos en el barrio de Monseñor


Siguiendo la carretera CA-233


Impresionante caserón blasonado


Paseo con encanto


Buen Camino


El Mesón


Aquí nos vamos a la derecha


Para ir al puente


El Puente Arce


Las Casas del Puente


El Puente Viejo sobre el Pas, cuyas obras salieron a subasta en el año 1585 luego que unas crecidas echasen abajo, como solía ocurrir cada cierto tiempo,  un primitivo puente aquí emplazado desde remotos tiempos, no se sabe si de madera o de piedra


Es más que probable que existiesen puentes en el lugar desde los romanos. Fue su artífice el maestro cantero Bartolomé de Hermosa, natural de Liérganes (donde también construyó su puente), reinando Felipe II. El mismo maestro estaría a cargo de sus mejoras luego de nuevas riadas


Por aquí pasa el viejo Camino Real de Reinosa a Santander, un trazado que, basándose en vías y calzadas preexistentes, impulsó el Marqués de la Ensenada cuando, con Fernando VI en el trono, se favoreció la salida comercial de la lana castellana y de la harina por el puerto de Santander


Aquí está el coto de salmón Castañalón, pues fue antaño rico el Pas como río salmonero, truchero y angulero


Durante poco menos de cuatro siglos fue esta la vía principal entre Santander y Castilla



No fue hasta 1963 cuando se construyó un nuevo puente para la carretera nacional (N-611), un poco más al oeste


En este tramo el Pas, uno de los principales cursos fluviales de Cantabria, va ensanchándose en su ría, zona de fangos que luego, más próximo al mar, se tornarán en arenales, pero siempre muy afectada su ribera por las inundaciones, las llenas, lo que ha llevado a canalizarlo que varias zonas


 Atrás el barrio de Monseñor, por donde hemos venido a cruzar


Adelante, Oruña, otra de las localidades de Arce o Puente Arce


Al este el Pas y su valle, en la parte más rural y boscosa


Al oeste el lugar de El Muelle, por donde pasaremos ahora mismo, el puente nuevo y la iglesia...


Allí está el barrio de San Juan, por donde el Camino toma la ruta de regreso al norte, bordeando la ría en dirección a Mogro


El Muelle...


Fauna ribereña



El asfalto ha afeado un tanto su suelo original, además de elevarlo con sucesivas capas a lo largo de los años. Sigue abierto al tráfico


Aunque construido bajo la influencia del barroco más primitivo no tiene una naturaleza artística evidente de ese estilo ni del renacentista. Es una obra absolutamente austera y funcional


Pasamos a Oruña


Otra de las localidades del municipio de Piélagos


Repoblaciones autóctonas ribereñas


Atravesadas por hermosas sendas


Nosotros seguimos de frente, llegando al otro lado del puente


Ya en Oruña vemos el puente desde el otro lado


Una placa nos informa de su historia y vicisitudes


Hay en total tres grandes arcos centrales, pero son en total cinco


El de la derecha de la foto, por ejemplo, está casi tapado...


Aquí antaño había bolera, la del famoso birle o bolo-palma tan practicado en Cantabria y oriente de Asturias


Desde el Puente Viejo nos acercamos a las primeras casas de Oruña


Esta luce blasones en su fachada




Placa de Oruña en la fachada



Siguiendo ruta pasamosa junto al bar


Pero nada más pasarlo iremos a la derecha


Por aquí


Pero aquí nos desviamos a la derecha


Flechas y conchas: a la derecha


Y así nos acercamos a la orilla, en un parque: El Muelle


El Muelle era el lugar donde existió realmente un muelle de sillería para las barcas que remontaban el río. Era por tradición un espacio de socialización de las gentes de Oreña y de toda la vecindad, pues se celebraban fiestas, se jugaba a los bolos, se hacían ferias ganaderas y, más recientemente, carreras de todo tipo


Allí hay un busto...


Dedicatoria a un vecino ejemplar, Saturnino Corral Hoyuela, Nino el Cristo


El artista Ramón Ruiz Lloreda fue su autor



Contemplando el Pas...

 

Las anátidas...


El lugar ha tenido bastantes transformaciones. Se plantaron árboles y se acondicionaron nuevos espacios. Desde aquí se admiraban los emocionantes ascensos a nado del río


Un panel nos informa de su historia


Esta es la bolera, que sustituye a la antigua que estaba junto al puente


En esta foto se ve aquella bolera, además de alguno de los antiguos eucaliptos aquí plantados por los alumnos de Ureña durante el gobierno de Miguel Primo de Rivera, talados en los años 60 para emplazar este campo de juego y sustituidos definitivamente por los actuales árboles


Una foto de época  del Puente Viejo desde El Muelle


Caminamos junto a la bolera


A lo lejos, el Puente Viejo...

 

Delicioso paseo...


 Preciosa senda enlosada


Al fondo el Puente Nuevo, bajo el que pasamos...


 La Ría del Pas y sus meandros


Un lugar de ensueño


Alquiler de canoas


Y pasamos bajo el puente de la carretera


Hacia el otro lado


Es verdaderamente un bellísimo parque fluvial


Aquí hay otro puente viejo, más pequeño, por donde pasa el Camino, viendo arriba en un alto la iglesia parroquial



Barrio de La Lastra


Se trata de un santuario hecho en estilo renacentista montañés (siglo XVI) pero con torre añadida en el s. XVIII


El puente salva el paso del arroyo de la Fuente del Valle, afluente del Pas


Por ahí continuamos nosotros


Romántico embarcadero


 Cruzamos el puente y seguimos avanzando


Aquí llegamos a la carretera CA-232, yendo a la derecha en La Lastra


Siguiendo por la senda peatonal


Viendo a la derecha la ría. Por allí hemos pasado hace un momento para ir desde la N-611 al Puente Viejo. Vemos la ría ahora desde la otra ribera


Otro hermoso trayecto, pese a estar al lado de la carretera


Puente sobre un arroyo y un lavadero


Que vemos a nuestros pies



Quintas y chalets


Zona residencial


Paso de cebra ante los altos de Cueña


Y sigue la senda, paralela a la carretera


Bellezas del paisaje


El pozo del agua


Bordeamos el monte


Y subimos un poco


El Puerto, otro topónimo que hace referencia a los antiguos embarcaderos de la ría


Vegas del Pas


Intensamente verdes


Allí están los barrios de La Mina y Solarana, por donde viene el Camino desde Boo de Piélagos


Y también la iglesia parroquial de Santa María de Arce


Aún nos aguarda un poco más de subida en El Puerto


Siempre mejor por la izquierda


Por la vereda peatonal


Especialmente pensada para los peregrinos


Llegamos al alto


Y aquí empezamos a bajar


Dando vista al oeste al cueto de Mogro, de 175 metros de altitud


El Cueto de Mogro, solar de un ancestral recinto castreño cántabro, y a la derecha santuario de la Virgen del Monte, hacia donde nos dirigimos...


Ermita de la Virgen del Monte, patrona del vecino municipio de Miengo


Más allá se ve el Camino, en ruta al pueblo de Mogro


Admiramos el paisaje desde el Camino


Caminando por el barrio de Llejo


Con el monte La Piluca enfrente


Más allá son Las Yosas y Unquera, junto a la Ría de Mogro, estuario del Pas


Una hermosura de valle


Luminoso y verde


Sigue la cuesta abajo


Por senda bien trillada por multitud de peregrinos


Aquí acaba el descenso


Bajo estos sauces llorones


Es el barrio El Perú


Pasando junto a esta vivienda


Siguiendo la senda andarina


Jardín con un arado y lanchas


Los aperos y enseres tradicionales de las poblaciones de la ría


Desde aquí vemos a lo lejos otro puente


El de la Autovía A-67 o Autovía de la Meseta (Cantabria-Meseta)


Aquí se acaba nuestra senda. Continuamos por el arcén


Al este la ría con la iglesia de Santa María de Arce, por donde viene el Camino


El arcén es estrecho. Arrimémonos bien


Otra maravillosa vista de la ría


Nos acercamos a una rotonda






Aquí, en el barrio El Perú, dejamos Oruña y el municipio de Piélagos y entramos en el de Miengo


Un mapa nos informa de nuestra situación


Justo arriba, antes de la autovía


Llegamos a la rotonda


La bordeamos a la derecha


Para seguir por allí de frente siguiendo la carretera CA-232


Pasando al lado de las casas de la ribera



Hito de la carretera


Vega y ribera


El puente de la autovía y a lo lejos Boo de Piélagos y el monte de La Picota, donde hubo castro y castillo


Por allí, al otro lado de la Ría de Mogro, va el camino de Piélagos a Puente Arce, bajo el monte Cutíos


A la izquierda la Virgen del Monte


Y el Cueto de Mogro


Hacia allí vamos


Pero de momento aún seguiremos unos metros por la carretera


Pasando sobre la Autovía de la Meseta


Y llegando a esta otra rotonda


Que también bordeamos a la derecha


Con más buenas vistas de la ribera del estuario


Y de Boo de Piélagos, con la urbanización Ría del Pas en primer término, a cuya derecha baja el Camino. Nos damos cuenta del gran rodeo que se da para salvar el estuario


Por allí a la derecha va la carretera


La AS-232


Ahora sobre otro puente


El del ferrocarril. Antaño la famosa Barca de Mogro cruzaba la ría en este lugar, no cobrando a los peregrinos. Ahora, aunque algunos vecinos lo usan, el puente ferroviario no está permitido para los peatones y es sumamente peligroso


Cartel del municipio de Miengo


Cartel de Mogro: desvío a la izquierda


Tomamos este ramal


 Y ascendemos por este sendero de hierba, jalonado por una fila de árboles, a la venerada ermita de la Virgen del Monte