Eres el Peregrino Número

lunes, 21 de marzo de 2016

MUXÍA: DEL PUERTO A LA IGLESIA DE SANTA MARÍA...

Muxía
Llegamos a Muxía viniendo por las playas de Espiñeirido y de la Cruz bajando desde San Roque y Chorente tras visitar el monasterio de Moraime. Aquí tomamos la Avenida López Abente, dedicada a este gran escritor y poeta galleguista, para dirigirnos al centro de la villa por la rúa Marina, dando vista al puerto.


Muxía cuenta con numerosos albergues y alojamientos especializados en peregrinos. Por supuesto también cuenta con albergue púlbico.


Ahí está O Peirao de don Manolo, pequeño embarcadero construido por este empresario para sus embarcaciones de transporte marítimo.


Dispone Muxía de puerto de pescadores y puerto deportivo.


El Monte do Corpiño, con su peculiar estructura cónica, domina la escena...


Hermoso paseo marítimo...


Nol todas las construcciones de las últimas décadas han respetado plenamente el entorno ni la arquitectura tradicional marinera de estos emblemáticos puertos de la Costa da Morte...


El paseo marítimo y sus miradores...


Mirador sobre villa y puerto.


Por A Rambleta hacia la Rúa Real llegamos al centro histórico muxián. A Praza da Constitución era el centro de la antigua villa, donde se celebraban mercado y fiestas.


Aquí sí que se conservan buenos ejemplos de la arquitectura popular de Muxía, soberbiamente restaurados...


Nos detendremos a escuchar buena música en la rúa...





Balconadas con excelente trabajo de forja.


Casas de corredor.



Casas de Galería...


Un grandísimo balcón... florido y hermoso.


A Praza da Casa do Mar, donde estaba el alfolí de la sal, monopolio comercial otorgado a Muxía en el saiglo XV.




Ahora por estas escaleras iremos a la iglesia parroquial de Santa María


Se trata de una ilgesia gótica, del denominado gótico marinero, aunque con reminiscencias románicas. es de una nave con techumbre a dos aguas de madera y teja, así como ábside rectangular. Al lado estuvo la antigua Capela da Encarnación, fundada en el siglo XV por Alonso García y destruida en los años 70 del siglo XX para construir nichos. Sus restos fueron recuperados en el año 2015




Destacan los contrafuertes góticos. El primer testimonio escrito procede del año 1203, cesión del Papa Inocencio III al monasterio cisterciense de Carracedo en El Bierzo


Sobre las rocas y separado del tempo está situado el campanario...



Al pie del campanario, un Cristo de piedra...






Portada oeste.


Paso entre las rocas...


Salimos al bello paseo, a modo de campestre sendero que, sobre los famosos secaderos de congrio de Os Cascóns,A Pedra dos Corvos y As Illas Os Carreiros va hacia el santuario da Nosa Señora da Barca, con inolvidables paisajes de la Ría de Camariñas.