Eres el Peregrino Número

domingo, 7 de enero de 2018

EL CAMINO DE LA MAGDALENA: GURIEZO (CANTABRIA)

Iglesia de La Magdalena. Guriezo
Cruce de Rioseco
En Rioseco, localidad del municipio de Guriezo, en la ruta de Castro-Urdiales a Laredo, el Camino Norte llega a un importante cruce. La ruta actualmente señalizada como oficial sigue de frente en paralelo a la carretera CA-151 pero, siguiendo la senda peatonal llegaremos a este cruce donde hallamos dos posibilidades: una es seguir el trazado oficial todo de frente, y otra ir a la izquierda, por itinerario también seálizado, dirigiéndonos al barrio de La Magdalena, si bien al cambiarse la señalización esta opción, antes camino único, ha caído en desuso dado que además es más largo. No obstante y dado su interés y que en las guías sigue apareciendo plasmado vamos también aquí a explicarlo, pues se une a la ahora ruta oficial no demasiado lejos, en las inmediaciones del barrio de Lugarejos, rumbo al valle de Liendo


En este caso dejaríamos la carretera y tomaríamos este camino asfaltado a mano izquierda


Vemos las señales de la ruta, que como hemos dicho conserva su señalización


Incluyendo las flechas amarillas


Hermosos caseríos, transición entre los vascos y las casas montañesas


Soberbios caserones de piedra


Balcones y corredores


Hexapétalas, motivo decorativo de gran antigüedad


Muro de piedras


A nuestra derecha el Monte de San Vicente


Arriba está la iglesia parroquial de San Vicente de la Maza, donde ya hubo un monasterio en los albores de la cristianización de Cantabria, allá por el siglo VII. Aquel santuario antecesor podría haber sido amparado o refundado con las repoblaciones de los reyes de Asturias en los comienzos de la Reconquista, pues aparecen tiempo después documentos de esta vinculación con la corona, así en 1395 el rey Enrique III de Trastámara realiza "donación pura del monasterio que llaman San Beçeynte de las Maças, que es en el Valle de Gurieço, con todos los pechos y diezmos e rentas e derechos cualesquier que yo he e a mi pertenecen en el dicho monasterio". La donación era para García Sánchez de Arce, señor del lugar con el que sin duda pagaría sus fidelidades en aquellos convulsos años de guerras continuas al trono de Castilla. Los descendientes de la familia siguieron cobrando rentas de la iglesia durante centurias, pese a los pleitos de los frailes. Su estructura actual corresponde básicamente a las obras realizadas desde el siglo XV

Y abajo vemos las antiguas escuelas, fundadas por el matrimonio Ubilla Núñez, inauguradas al comienzo del curso escolar en septiembre de 1930 por iniciativa del indiano Modesto Ubilla Fernández quien, nacido en el cercano barrio de Balbacienta, había de ir todos los días a la escuela de Oriñón pues aquí no había. Por ello de mayor y recordando aquello creó una fundación, en la que participaba su mujer Higina Núñez, mandando desde Argentina el dinero suficiente para construir este colegio, llamado Fundación Ubilla Núñez y regentado por religosos maristas


Tras la guerra civil no reabrió sus puertas hasta 1949, esta vez para niñas y con las Religiosas Hijas de María Santísima del Huerto que acogían a niñas  de diversas edades


El Camino sigue entre muros de piedra


La Fontanilla


Fincas llanas del valle


Explanada en La Fontanilla


Arroyo de Rioseco


El cauce seco que le da nombre


Barrio de Pomar y a lo lejos los montes de Castro Lucio (635 m.) a la derecha, El Toril (647 m,) en medio, y el Pico o Castro de las Nieves (773 m.) a la izquierda


Allí está el santuario de la Virgen de las Nieves, patrona del Valle de Guriezo, del que se tienen documentos desde el año 1356 cuando estaba atendido por un ermitaño y se llamaba Virgen de los Castros. La leyenda dice que los habitantes de estos lugares quisieron construir una ermita a la Virgen en los campos la pie del pico, en el lugar llamado precisamente Casa de la Virgen pero que a la noche, tal y como Ella quería, unos ángeles llevaban los materiales a la cima. Una leyenda que se repite en muchos enclaves de culto mariano. Se celebra romería en la campa a sus pies con ascensión al santuario, que en su estructura actual es básicamente del siglo XVIII


Los Castros es un topónimo que hace referencia a antiguos castros o recintos fortificados prerromanos que en muchos casos estuvieron habitados hasta bien avanzada la romanización o incluso la alta Edad Media. Se dice que el nombre cambió al de Virgen de las Nieves a consecuencia de una gran nevada un día 5 de agosto, hecho prodigioso que hizo que se celebrase a partir de entonces procesión y romería en ese día, acudiendo gentes de Guriezo, Liendo, Ampuero, Laredo, Limpias, Rasines y Trucíos


Se sabe por escrito de fray Juan de Sierra que en 1762 fue nombrado un mayordomo de la ermita en sustitución de los antiguos ermitaños que antaño vivieron en este paraje, cargo que también desapareció hasta que en 1965 se creó la Cofradía de la Virgen de las Nieves


La venerada ermita está cerca de una fuente a la que se atribuyen facultades curativas, por lo que se vislumbra que debió ser este un lugar sagrado desde los albores de los tiempos, siendo famosa la tonada que se canta en su fiesta, la cual dice... "La Virgen de las Nieves tiene unos bueyes con campanillas de plata y listones verdes", relativo a los bueyes que, según la tradición, emplearon los ángeles que trasladaron los materiales para hacer el templo montaña arriba


Seguimos por la orilla


Montes de Landiruela, La Quintana, La Escalla y La Tijera, bajo Prado Marqués y Puerto Granja


Cruce y a la derecha


En ruta al barrio de Pomar


Caminamos entre las casas


Fijémonos en las de la izquierda


Con sus balconadas


Seguimos adelante


Puente sobre un canal del río


Y ahora a la derecha


Al puente sobre el río


Pasamos al otro lado y nada más pasar iremoa a la derecha


Y a la derecha hallaremos otra bifurcación


Y en ella otra vez a la derecha


Todo recto


A nuestra derecha unas ruinas


Caminamos junto a más fincas


Y al fondo volvemos a ver el Monte de la Maza


Viendo ahora además de la torre de la iglesia su ábside parcialmente y la espadaña de una capilla lateral


El trayecto sigue siendo llano


Pomar: nos acercamos a una urbanización de chalets


Gran caserón tradicional


Con dos puertas, una de arco de medio punto


Chalets con parcela


Minarete en un cruce


Fuente: cruzamos y seguimos de frente


Colonias de chalets


Ante el Monte de San Vicente


Salimos de Pomar y en este cruce seguimos todo recto, no sin antes visitar la ermita de San Lorenzo, bajo el boscoso cueto del Monte de San Vicente


Rodeando así al monte de San Vicente y llegando a la capilla de San Lorenzo. Ermita gótica del siglo XV, tal y como delatan sus robustos contrafuertes pero con evidentes añadidos dieciochescos, como el cabildo o pórtico y la espadaña del campanario, época en la que se tapiaron las puertas laterales que tenía el edificio original. También se venera a San Antonio y antiguamente a San José


En la parte de atrás vemos una portada cerrada


Sin duda parte de la estructura antigua del santuario


Desde la capilla puede subirse a ver la iglesia de San Vicente de la Maza, que explicamos en la entrada dedicada al recorrido oficial. El Camino a La Magdalena sigue de frente, como hemos dicho


Y caminando por lo que fue el Real Valle de Guriezo, un territorio a medio camino entre Castro-Urdiales y Laredo pero que no perteneció a ninguno de los dos, sino a merindades administradas por un enviado del rey, como la de Vecio, la Junta de Seña y la de Voto


Sí es verdad que en torno a 1347, Alfonso XI cedía Sámano y Guriezo a Castro Urdiales en contraprestación a una donación económica para su amante Doña Leonor de Guzmán. La protesta ante las Cortes de Valladolid de los representantes de Guriezo en 1531 hizo que el nuevo rey Pedro I devolviese a Guriezo a su situación anterior en la Merindad de Vecio, que no obstante no duró muchos años pues pronto las merindades se transformaron en otra entidad llamada corregimientos, quedando Guriezo dentro del Corregimiento de las Cuatro Villas de la Costa de la Mar, con capital era Laredo, uno de los antecedentes de la Provincia de Cantabria de 1788, luego de Santander y desde 1982 Cantabria



El municipio como tal nació de las reformas constitucionales del siglo XIX. Antes, y pese a las apetencias señoriales, siempre había sido tierra de realengo o dependiente nada más que directamente de la corona y sus representantes de ahí que el título de Real Valle de Guriezo, aunque no apareciese documentalmente hasta 1788, era un honor implícito si bien tampoco reconocía indiscutiblemente a los merinos impuestos por los monarcas, tal y como les pasó a los Reyes Católicos, que castigaron durísimamente aquella oposición a sus designios


En esta encrucijada continuamos de frente


Y subimos un poco


Dando vista a Castro Lucio al sur


A la derecha prados de Aguilera y barrio de Tresagua. Por allí va el otro camino, subiendo entre los eucaliptos, montes de la Llosa Delantera y Llosa del Llano, bajo La Parada (363 m.). En lo alto es el Pico Cuito (365 m.). A sus pies está Lugarejos, donde se unen ese y este camino para bajar al Valle de Liendo


Esa es la factoría de Vitrinor, por donde el otro camino se dirige a las riberas del río Agüera antes de subir montaña arriba. Encima vemos el barrio de Santa Cruz bajo El Costerón (255 m.)


Se acaba la cuesta


Los Peñales a la derecha


Atrás queda la iglesia de San Vicente de la Maza, recortando su silueta sobre los frondosos bosques del monte Catalina y las estribaciones occidentales de la Sierra de Hoz


Surge el templo en lo alto de una colina y en medio de un bosque, como los antiguos nemeton o espacios sagrados precristianos. La iglesia es monumental y se construyó a partir del siglo XVI sobre un santuario anterior. En obras y reformas hasta el XVIII, sus 200 años de construcción le dejaron una impronta eminentemente renacentista y barroca si bien con más antiguas reminiscencias del gótico


Aquí, en el barrio de Revilla, hallamos el campo y ermita de San Blas, de desconocido origen pero llamada en el siglo XV según algunos estudiosos ermita de la Virgen de Nuestra Señora del Palacio, referida a una torre y casona solariega existente por aquel entonces pero actualmente desaparecidas



Se festeja a San Blas y San Isidro, patrón del Valle de Guriezo


En la portada sur destaca una capilla plateresca del siglo XVI en la que se leen las piadosas inscripciones marianas que avalarían la primitiva advocación de esta iglesia


"ORA PRO NOBIS SANCTA DEI GENITRIX”, “O MATER DEI MEMEMTUM” “AVE MARIA GRATIA PLENA"


La hornacina de la parte superior está vacía


Paisajes del campo de la ermita: La Avellanosa. Al fondo Francos


El Alto de Sopendón (297 mts) y más allá Monillo (408 mts) cierran el valle por esa vertiente


Al sur vemos ya El Puente, la capital municipal, al pie de los castros de Lucio y Guriezo, antecesores de las aldeas del valle, así como de los 773 metros del monte de la Ermita de las Nieves y los 679 del Pico Lodos. En El Puente estuvo la célebre Fábrica de la Merced, fundada en 1830 donde estuvieron antes el molino y ferrería de La Escoria y refundada por los indianos asentados en México Lorenzo Serrano y su mujer María Mercedes de Trebuesto Dávalos y Casola, conde de Miravalle. En honor a ella la factoría, dedicada a altos hornos, de los primeros de España fue así bautizada. En la I Guerra Carlista se fundieron algunos cañones pero La Merced fue arrasada, marchando los condes a Granada y vendiendo sus restos a los catalanes de Figueres Ybarra, Mier y Compañía y a Carlos Dupont y Andrés Gutiérrez de Caviedes, estos de Guriezo, creándose la Sociedad Anónima La Merced, que tras lograr conseguir grandes beneficios fundaría en Barakaldo la fábrica de Nuestra Señora del Carmen, origen de los Altos Hornos de Bilbao, luego Altos Hornos de Vizcaya. En el lugar hay actualmente una quesería


La flecha amarilla nos indica continuar ruta


Cuesta abajo


Junto al Parque de San Blas


Por aquí pasa el Camino


Todo recto


Cuesta abajo


Por aquellas casas del valle pronto pasaremos


Aquella es la Casa de la Iseca, de la que pronto tocará hablar


De momento caminamos todo recto cuesta abajo en Revilla


Llgando a aquel cruce


Y siguiendo de frente


Subiendo un poco


Para llegar a este otro cruce


Aquí iremos a la derecha


Veamos la flecha en el suelo


Es la carretera CA-520


En dirección a aquella rotonda, con la Casa de la Iseca al fondo y arriba el Alto de Guriezo (553 m.). Por aquellos montes subiremos luego en dirección a Lugarejos


Flecha amarilla


Rotonda en la carretera CA-151


Vamos a cruzar con precaución de aquí al otro lado


Ahí está el poste caminero


A 22 kilómetros de Laredo


Caminamos por la finca de La Iseca


Y seguimos por la carretera CA-510


Y aquí está la Casa de la Iseca, con su ferrería


Y yendo a la antigua Ferrería de la Iseca, mencionada por primera vez en el año 1466 pero que por lo menos dataría del siglo XIII, reconstruida en 1661 y aún en funcionamiento en 1897. Es testimonio de las muchas fraguas que funcionaron en este valle durante siglos, exportando el hierro bien por los puertos de la montaña como Valmaseda o bien por los puertos del mar, en este caso el embarcadero de Oriñón. En 1609 era propiedad de los Marroquín, con cuya casona forma conjunto


Casona de los Marroquín o de Villota, que llama poderosamente la atención por su torreón circular


Pasamos al lado de esta reformada casa, cuya estructura original ha quedado alterada por la torre medievalizante


Caminamos por la acera, junto al portón de acceso


La Ferrerí y sus antiguas dependencias


El Valle de Guriezo y la Sierra de Hoz


Alto de Guriezo


Fachada principal de la casona


Con sus ventanas, baclonadas...


Y los blasones...


Y llegamos a La Magdalena, otra de las poblaciones de Guriezo, pasando el puente sobre el río Agüera


 Aquí cruzamos el río Agüera tal y como hacían los peregrinos que antaño no querían o no podían cruzar en barca la Ría de Oriñón o de Guriezo


Paisajes ribereños


La Magdalena, bajo las montañas...


El campo de fútbol, a la izquierda, aprovechando esta gran llanura. Más allá La Corra, Adino y Landeral, bajo Castro Lucio


Seguimor por la acera esta larga recta


Acercándonos al centro de la población


Naves ganaderas


Aceras a ambos lados y farolas a la derecha


Pico Peña (387 m.)


El Pedregal


Casa Chica


Y gran caserón


Al fondo vemos la iglesia de Santa María Magdalena, que da nombre al barrio


La iglesia de Santa María Magdalena parece vinculada a un hospital de peregrinos que aquí existió, documentalmente que sepamos, en 1717. La tradición popular que ha llegado a nosotros lo presenta como hospital de caridad para mujeres



En el Catastro de Ensenada (1753) se lee que "Dijeron que en este valle solo hay un hospital para recoger los pobres que el transitan, el que compone en las camas necesarias a su costa por no tener renta alguna pues los pobres que a él acuden, se mantienen de las limosnas que recogen y vive para dicho fin de recoger en el una hospitalera que se llama María de las Heras"


Justo antes de llegar a la iglesia nos desviaremos de la carretera por este ramal a la derecha


Pasando frente al Colegio Nuestra Señora de las Nieves


Flecha amarilla


Grupo de casas


Algunas de notable antigüedad


Pasamos a su lado


Y seguimos en recto


Puente sobre el arroyo de La Magdalena


Los Naranjos


Camino en la orilla


Muros de piedra


Casas a nuestra izquierda


Y seguimos nuestro periplo


Tendejón para la hierba empacada


Cruce y a la izquierda


Montes de Pavián, El Pañero, Gamonal y la Cuesta del Manzanal


Otra vista del Alto de Guriezo


Estamos en La Riera, que es como decir la ribera


De la Casa de La Riera vamos a la izquierda


Nombre del barrio


Banco para el descanso


Y subimos a las montañas


Arriba hay unas casas


Y ante ellas un cartel


A 20,5 kilómetros de Laredo


Subimos a la derecha


Pasamos frente a esta otra casa


Concha xacobea


Y sigue la ascensión


La Magdalena y el Valle de Guriezo


En aquel cruce iremos a la derecha


Está señalizado con flecha amarilla y un mojón muy artístico


Hecho con una gran piedta, una concha y una flecha


La subida se hace más pronunciada


La caja del Camino es profunda


Fijémonos en las flechas amarillas, de plástico, clavadas en los troncos


La cuesta se suaviza


Rodadas de todoterrenos


Eucaliptos


Frondoso bosque


Cuando llueve se forman charcos y grandes barrizales


Bajamos un poco


Y seguimos de frente mientras otra pista enlaza con esta por nuestra derecha


Toca subir otro repecho


Avanzamos...


Bifurcación y a la izquierda


Veamos la flecha


Más recuesto


Aquí a la derecha


Más subida


A nuestra derecha un gran prado


Es La Llosa Delantera


Nos dirigimos hacia aquella cabaña


Desde La Llosa Delantera vemos al sur a nuestra izquierda el Castro Lucio y el Pico de las Nieves


Con su santuario mariano en la cima


Tramo llano


Llegamos a la altura de la cabaña


Y el Camino continúa por detrás


Subiendo otra vez


Estamos ahora en La Llosa del Llano


Desde aquí divisamos unas casas


Lugarejos


Por allí viene a unirse con este el otro camino, del que nos hemos separado en Rioseco


El Pico Cuito (365 m.)


Más casas de Lugarejos


Empezamos a subir un poco más


El Valle de Guriezo ya a quedado atrás


Vamos pista arriba


Pasando junto a otra cabaña


En medio de un hermoso prado


Volvemos a adentrarnos en el bosque de eucaliptos


En la umbría


Llaneamos


Bifurcación y a la derecha


Ahí está la flecha


En un poste de la alambrada


Si nos fijamos quizás en algún momento veamos algo entre el ramaje


Como la ermita de San Mamés, por donde sale de Lugarejos el otro camino que viene de Rioseco


Se supone construida en los siglos XV o XVI, celebrándose San Mamés el 8 de septiembre con romería, gran chorizada y concursos de arrastre


El viejo camino se ha transformado en la práctica en una pista forestal


Curva a la derecha


Y allí hay un cruce


Cruce en el que se unen los caminos, continuando a la izquierda


Esta es la señal


Y aquí, en Lugarejos, los dos caminos ya son solo uno rumbo al Valle de Liendo y a Laredo