Eres el Peregrino Número

viernes, 7 de febrero de 2014

PRÍA Y LOS BUFONES (LLANES, ASTURIAS)


Subiendo a la iglesia de Pría.
La vía del tren y los cordales costaneros. Entrando en la parroquia de Pría
El Camino Norte de Santiago sale de Nueva, al oeste del concejo asturiano de Llanes, siguendo un trazado paralelo a las vías del tren, entrando ya en la parroquia de Pría, la más occidental de este concejo llanisco, con sus campos extendidos entre el mar y las sierras costeras, como esta que vemos al sur, la Sierra la Cueva Negra, con Cuetumaor (368 mts.) y el Altu'l Meudía (497 mts.). Más allá tenemos La Jalconera y El Picu Bacia (563 mts.), grandes murallones pétreos de espineras y brezales que alzan sus cumbres sobre esta rasa marina


Más al oeste, en la lejanía, divisamos otro gran picacho. El Puertu Sueve o Monte Sueve


Gran montaña calcárea que con sus 1.161 metros de altura en su cima más alta, El Picu Pienzu, será una referencia visual que nos acompañará a lo largo de futuras etapas por la zona oriental y central asturiana


El Camino es una preciosidad de árboles y campiñas...


Pasamos justo al lado de la vía, bajo un gran castaño


Hay buenas vaquerías


Y al oeste vemos ya alguno de los barrios y aldeas de esta parroquia de Pría


En concreto vemos Piñeres


El Camino realiza una bajada


Y pasa ahora bajo el puente de la Autovía del Cantábrico (A-8)


Tras el puente subimos un poco


Y vemos ya al fondo los picos costeros


Así como los hitos y las señales xacobeas


Durante un trecho vamos a ir pegados a la autovía


Viendo al este El Llanu Nueva


Pese a la proximidad de escasos metros con las vías de comuniciación nuestro entorno más inmediato es natural y verde


Pasamos la entrada a una finca


Y continuamos camino


Asoman los tejados


Ya estamos ante las primeras casas de Piñeres de Pría, pueblo famoso antaño por sus hornos de cal y por sus tejeras


Volvemos a caminar pegados literalmente a la A-8


Arbolado a la derecha


Asfalto a la izquierda y, más allá, bajo Cuetumaor y El Picu'l Meudía el Polígono industrial de Piñeres, en la AS-263


El Camino y Piñeres


La autovía


El polígono y las montañas


Praderías


Casas a nuestra derecha


Y carretera local


A ella salimos y seguimos de frente en este cruce


Hagamos caso a las conchas e hitos del Camino


Este es nuestro rumbo


Al fondo más cruces y señales


Seguimos de frente hacia las casas del fondo


Profusión de señales anunciando alojamientos y posadas


Pero nosotros dejémonos llevar por flechas y conchas xacobeas


Sigamos recto y derecho...


Fincas ganaderas


Atrás, allá en lo alto de Piñeres, vemos la capilla del Santo Ángel, de gran devoción popular


Pría tierra también muy agrícola y ganadera, famosa por sus quesos, el Quesu Pría, que haríamos bien en degustar para conocer las delicias del Camino.




Abundan las señales


El Camino, cuadras y viviendas


Grandiosa casa en Piñeres, un cuerpo con cortafuegos y ventanas adinteladas, el otro con corredor


En el corredor se tiende la ropa


Establo y tractor. Allá las terrazas del Bar Piñeres


Seguimos junto a más casas


Y llegamos a La Llosa Cosme


Casa de Peregrinos La Llosa de Cosme de Piñeres de Pría, a 405 kilómetros de Santiago


Han llegado los bicigrinos


Pasada La Llosa Cosme cruce de caminos. Arriba en lo alto la iglesia parroquial de Pría, dedicada a San Pedro, a donde subiremos de inmediato


En el cruce iremos a la derecha


En las inmediaciones de La Rondiella


Nos acercamos a aquellas casas


A la izquierda la iglesia, sobre los campos y bosques de La Piniella


Pasamos la primer casa pero atentos a la segunda


Pues enfrente de ella nos desviaremos a la izquierda


Atención, este es el desvío


Precioso sendero


Que cruza los campos ante las picudas montañas


Caminamos felices


En esta vega de ensueño


Los zig-zags anuncian que se prepara una subida


Llegamos a los árboles


Vemos los pastos, con las casas del barrio de Silviella al fondo y allá la Sierra Cueva Negra


Y subimos sin cesar


Los hitos nos ayudan a no equivocarnos en los cruces


Exuberante bosque


Ya salimos a una pradería, con la iglesia en lo alto


La iglesia a la izquierda, con la casa rectoral, y a la derecha las antiguas escuelas de Pría


Iglesia parroquial de San Pedro, con su imponente torre picuda del campanario que destaca en el entorno


Escuela y vaquerías...


El Camino es aquí un estrecho sendero que pasa por la parte más cercana a los arbustos que delimitan el pastizal, guardado por llendadores o pastores eléctricos


Abajo a la izquierda el valle


La Piniella, La Silviella y Las Cabañas, bajo Cuetumaor


Las vacas a nuestra derecha, en su comedero


Pronto se inicia la subida a la iglesia por este sendero. Un bello lugar... caminando entre la hierba de los pastizales en la corona de la colina...


Iglesia de San Pedro de Pría.


Al lado de la iglesia está la casa rectoral, habilitada actualmente como albergue de peregrinos


La Rectoral


El templo parroquial


Las flechas pintadas en el depósito de agua, delante de la iglesia y, a la derecha, las del camposanto. nos indican por donde prosigue el Camino



Y así llegamos al pie del santuario


San Pedro de Pría, imponente...


Al llegar al pie del santuario las señales nos orientan al albergue, a la derecha, o a seguir el Camino, a la izquierda.


La fábrica historicista actual del templo es resultado de las obras auspiciadas por los hermanos indianos Argüelles Alonso en 1902, así como la construcción de la escuela  en 1878, sita un poco más allá de la rectoral, pues antes, desde 1652 que fue creada, se daban las clases en el pórtico de este santuario.


Vistas de La Sierra de la Cueva Negra con sus picachos...


Abajo en el valle, Silviella.


Acogedor pórtico, verdadero mirador...


Conchas en sus muros


Pozo del agua en medio del prado...


Gozamos en este enclave de excelentes panorámicas, al sur del valle por el que pasan autovía, carreteras y ferrocarril, con el pueblo de Silviella en medio y, arriba, las cumbres de La Peñe de Nueva, El Picu'l Mediudía, La H.alconera, Las Texucas y La H.ontanina, en los cordales costeros.


Enamorados de Pría y del Camino


Allí, precisamente, bajo la torre del campanario, la portada principal delata ser parte del antiguo templo.


El arco de medio punto revela inspiración románica...


En el tejado, los canecillos lisos que sostienen su alerón, así como la estructura de la nave, parecen también formar parte del edificio medieval anterior a las reformas.


Al igual que, bajo el pórtico, la portada sur, más sencilla que la oeste pero también de arco de medio punto...


En la torre vemos la fecha de las mencionadas reformas y ampliaciones del año 1902.



Si deseamos acercarnos a la escuela veremos un monolito dedicado a la memoria del insigne escritor asturiano Pepín de Pría


Homenaje al gran autor y su obra...



En los muros de la escuela aún se ven claramente los murales pintados por los antiguos alumnos, con temática asturiana...


Oso y fauna salvaje

Escanciando: echando un culín de sidra

Un hórreo y una vara herba

Bandera de Asturias: la Cruz de la Victoria

Raitán (petirrojo)

Paisaje rural de caserías y montañas

Con la concentración escolar las escuelas fueron abandonadas. Hace bastantes décadas que no se imparten clases.


Pero volvamos de las escuelas a la iglesia para continuar ruta...


Dejamos el campo de la iglesia...


El Camino sigue, como habíamos dicho, entre el depósito del agua y el camposanto


Camino de Santiago


Y nos adentramos entre helechales y bosques...


El Camino antiguo, que desde la iglesia bajaba directamente al río Aguamía, desapareció, por lo que la senda jacobea se dirige actualmente desde la iglesia hacia la aldea de El Colláu por estos vericuetos


Desde el Camino, a nuestra izquierda, al norte, divisamos el mar, a unos tres o cuatro kilómetros de aquí


 Es la costa de Pría, Bosques de El Jorcáu y Los Milanos, barrios de La Pesa, Graña y Llames


 En Llames la rasa costera


Y allí los bufones de El Bramadoriu, que en días de galerna o tempestad y mar brava elevan sus chorros de agua marina hacia el cielo con un gran estruendo, pudiendo verse y oirse perfectamente desde aquí pese a estar a varios kilómetros, grandioso espectáculo natural del mar que se introduce con fuerza en las erosionadas cavernas kársticas y sale impetuoso hacia el cielo


Los bufones, oquedades formadas por la erosión marina en la roca caliza y por las que sale agua con gran presión a varios metros de altura y sonoro estruendo en días de temporal, un espectáculo asombroso de fuerza y sonido que se da en otros lugares de la costa de Llanes, por lo que también son llamados bramadorios (de bramar). De ahí refranes como "Si ruxe la mar pa Pría guarda lleña pal otru día", señal de mal tiempo.


Aunque alejados del Camino, si se tiene oportunidad merece la pena desplazarse a contemplar este portento de la naturaleza que será protagonista de un recuerdo imborrable...



Viendo en la lejanía los bufones o bramadorios seguimos ruta hasta salir del boque a unos verdísimos campos...


Al oste, muy a lo lejos, el Monte Corveru en Ribadesella/Ribeseya, con sus cantiles, y el pueblo de Tereñes, en la llamada Costa de los Dinosaurios


El Monte Corveru



Cruce de caminos: vamos a la derecha


Hemos llegado a El Colláu, con el Sueve enfrente


El Camino en El Colláu


Con más vistas al norte de la costa de Pría, donde desemboca el río Mia, Aguamía o Guadamía, divisoria con Ribadesella/Ribeseya


Llames y El Bramadoriu y praderías de La Morta y Los Milanos


Allí está El Vau L'Arena, desembocadura del río en una estrecha cala arenosa y muy bella que apenas vemos desde aquí. A la izquierda El Castru Arenes, ya en el concejo de Ribadesella/Ribeseya


Portillas y casas de El Colláu


Por aquí va la pista caminera...


Parcelas y jardines


Bifurcación y a la derecha


Murias y quintanas


Seguimos rectos...


Al fondo unas palmeras delatan la presencia de una quinta indiana



Nos acercamos a Casa Vicenta


Casa dedicada al turismo rural


A nuestra derecha una capilla


Pasamos a visitarla


En el interior altar y bóveda de crucería


Nos parece San José con el Niño



Antiguos documentos...



Volvemos al exterior


Salimos a Casa Vicenta


Y reanudamos la marcha


Pasamos junto a esta casa


Y en esta bifurcación vamos a ir a la derecha. Los contenedores están pintados con escenas xacobeas


Escenas de peregrinos, praderías y bosques


 La subida a la iglesia de San Pedro de Pría y a la capilla de El Colláu escenificada en esta obra pictórica


Al tomar el ramal derecho pasaremos frente a la entrada de la quinta indiana que veíamos antes


El Rosal


Y sus palmeras


En el Camino, ahora en descenso, vemos una muria cuyas piedras están pintadas de vivos colores para llamar la atención de los peregrinos


Son alegorías del Camino de Santiago Norte en Asturias


Asturias y el trazado del Camino Norte, Camino Primitivo, Camino del Salvador y sus enlaces


Botella y vaso de sidra con un culín


Los Cubos de la Memoria, simbiósis de la obra de Chillida en la escollera del puerto de Llanes


Manzanas de rica sidra asturiana


Peregrino y Camino


Asturias, la Cruz de la Victoria


La Cruz de Santiago sobre su concha


El Trisquel, símbolo solar de rotación y Camino...


La Magia del Camino


Concha de la ruta xacobea


El Camino de la vida...


Peregrino y casa, el retorno al hogar, o hallar uno nuevo


Estampas coloristas


Borrachera de color


Camino del Arte



Del Arte y de la Historia, en Pría, conceyu de Llanes



Monte do Gozo


Concha vieira o venérea


Vacas y prados


Esto recuerda al Ídolo de Peñatú, La Cabeza del Xentil, que también veíamos en nuestras etapas llaniscas


Pintar y más pintar...


Información práctica, estamos a un kilómetro de Cuerres, concejo de Ribadesella/Ribeseya


El Camino va bajando


Hacia el hermoso valle de Belmonte, otro de los barrios de la parroquia de Pría, limítrofe ya con el concejo riosellano


Caserías ganaderas


Más alegorías camineras, hasta en los ladrillos


Bellísimo itinerario


La majestuosa serinidad de las cumbres...


Plácido caminar


Vamos llegando a Belmonte de Pría


Las llamativas y brillantes hojas de los acebos, con sus llamativos frutos rojos.


Continúa la cuesta abajo


Belmonte en Pría (Llanes) y allí San Mamés en Cuerres, parroquia de Collera (Ribadesella/Ribeseya), con el Sueve al fondo


Pasamos junto a otra casa


Y a bajar y más bajar


Abajo, la Estación de Belmonte, actual apeadero ferroviario


Árboles floridos...


Sigue el largo descender...


A lo lejos San Mamés, en Cuerres, ya en la parroquia riosellana de Collera


En esta encrucijada vamos a la derecha y seguimos bajando


Atentos al indicador amarillo


Aquí está el final de tan largo periplo descendente


En el paso a nivel


Pero NO cruzamos las vías, sino que vamos a la derecha


La flecha del suelo nos lo confirma


Y la concha del muro


ATENCIÓN: ESTE CRUCE SE PRESTA A CONFUSIÓN: Unas flechas amarillas señalan ir a la izquierda (trayecto recomendado para bicis), pero el trayecto correcto es el de la derecha


Y por aquí vamos, a la derecha de esta casa...


Y de las del fondo


Abajo son las riberas del río Mía, Aguamía o Guadamía, topónimo este último oficial pero polémico, pues no aparece reflejando en los nomenclatores hasta hace unas décadas, quizás como deformación administrativa, de los dos primeros


Aquí Llanes, allí Ribadesella/Ribeseya


Muretes de piedra y nuevas construcciones


Espléndido caserón


Pasamos junto a su portón


Y seguimos adelante


Buen Camino


Bucolismo rural..


Seguimos avanzando


Y pasando junto a estos chalets


Allí al fondo nos desviaremos a la izquierda


Por este ramal que baja...


 El hito nos lo manda...


Y nosotros obedecemos


Bajamos un trecho...


Rebaños y pastizales


Tramo de boscaje y matojo


Luego llaneamos por el valle


Hasta llegar al viejo puente de piedra del río Aguamía, emblema del Camino de Santiago costanero


Aquí dejamos términos de Llanes para entrar en el concejo de Ribadesella/Ribeseya


Hay a la izquierda un paso "nuevo" para vehículos y viandantes pero, reviviendo los pasos de los peregrinos de antaño, optamos por pasar sobre el puente


Bellísima ribera. Entramos en la riosellana parroquia de Collera


Un momento mágico y muy emotivo


Pasamos al otro lado...


Ya en Ribadesella/Ribeseya vemos varias placas informativas y conmemorativas


Sendas ribereñas


Versos en castellano y en asturiano dedicados a este Puente de los Peregrinos, Pilgrim's Bridge
...

Un puente cercano


No nos cansamos de admirar su estructura


Puente bien restaurado, de arco de medio punto


Puente que nos lleva a nuevos horizontes


En principio a Cerecera, el primer barrio que vamos a recorrer de la riosellana aldea de Cuerres en la parroquia de Collera